Los vinos y su clasificación

Basta con pararse frente a las góndolas de los supermercados o las prolijas estanterías de vinotecas para dar cuenta de la cantidad de etiquetas que representan las diferentes propuestas de las más de mil bodegas que se alzan a lo largo y ancho de todo nuestro país. Está claro que tanta diversidad responde a las necesidades, gustos y preferencias de los consumidores amén de la posibilidad de cepajes y estilos de vinificaciones.

Existen diferentes tipos de vinos. Los podemos encontrar según su color, su estado y cantidad de cepajes. Luego una cuarta instancia bajo el concepto de vinos especiales, donde se agrupan los dulces y licorosos o abocados.

Por color

Los vinos tintos son aquellos que tienen coloración oscura, los vemos como rojos, violetas o bordós. La variación de tonalidad depende principalmente del tipo de cepaje, del proceso de elaboración y de la edad del mismo.

Estos vinos siempre se elaboran con uvas tintas, las que tienen piel oscura.

Los vinos blancos son aquellos que tienen coloración clara, los vemos de colores amarillos y ocres. Que los percibamos amarillos claros, casi transparentes, o dorados depende del tipo de cepaje y la edad y, en algunos, del proceso de elaboración.

Estos vinos pueden elaborarse tanto de uvas negras como de uvas blancas (esta afirmación es muy general, prestar atención a la aclaración del profesor). Los vinos rosados tienen tonalidades rosadas y salmones. En general están elaborados con uvas tintas, pero su tonalidad no depende del tipo de cepaje o edad del vino sino del proceso de elaboración.

Por estado físico

Los vinos tranquilos son los que no poseen burbujas. Son uniformes. Los podemos encontrar tanto tintos y blancos como rosados. 

Los vinos espumosos pueden dividirse en dos tipos:

Los espumantes: donde la burbuja es producida naturalmente en el proceso de elaboración. Ej.: el vino Champagne de Champaña (región de Francia).

Los gasificados: donde las burbujas son inyectadas con gas. Esa gasificación es producida artificialmente. Ej.: el vino New Age.

Tanto los vinos espumantes como los gasificados se comercializan mayoritariamente como blancos, algunos rosados y hay  bodegas que vinifican tintos, pero son muy pocas.

Por cantidad de cepajes

Se conoce como varietal a los vinos que están elaborados a base de un solo cepaje o poseen al menos el 85% de uno solo. Ej: Malbec (en la etiqueta solo figura esa “variedad”).

Hay vinos que son bivarietales o trivarietales si todas las cepas están en al menos un 20%, en la etiqueta deben figurar todas las cepas. Ej: Malbec- Cabernet Sauvignon.

Los vinos Genéricos  son aquellos que están elaborados a base de más de un tipo de cepa. Ej: Malbec- Cabernet Sauvignon (en la etiqueta generalmente figura si es vino tinto- blanco o rosado).

Tanto los vinos tintos, blancos y rosados, sean tranquilos o no, pueden encontrarse bajo la forma de varietales o genéricos.

Les propongo que intenten  clasificar la próxima etiqueta que beban, verán como se interrelacionan las tres mencionadas y que las posibilidades son casi infinitas.

Si te gustan nuestros contenidos, por favor, dejanos tus comentarios. Te invitamos a que conozcas nuestros cursos de vinos e idiomas (Argentina) / Cursos de vinos e idiomas (Exterior) y talleres sobre vinos e idiomas.